martes, 27 de marzo de 2018

Bélgica (Bruselas & Brujas)

Viajar con amigos siempre es un placer y si dos de ellos viven en Bruselas, te aseguras conocer los mejores rincones culturales, gastronómicos y cerveceros de esta gran ciudad. 


BRUJAS

Nuestra ruta comenzó en Brujas, una ciudad con mucho encanto y .... ¡muchísimo turista!. Con un tiempo espléndido recorrimos sus calles y observamos imágenes tan bonitas como éstas. 





















BRUSELAS

Por la noche, ya en Bruselas, fuimos a por unas cervezas y un poco de comida basura, pero de esa que se come con gusto. Fuimos caminando hasta la Place Jourdan, una plaza con bastante locales y ambiente (aunque actualmente se encuentra en obras). Primero vas a por tu comida al puesto de Maison Antoine (pedir las patatas y la Vicky Burguer que están espectaculares!) que se encuentra en la misma plaza y luego vas a comértelo a cualquier local de alrededor. Nosotros fuimos a la cervecería Chez Bernard.

Patatas, hamburguesas, salchichas... de Maison Antoine
y Cervezas en Chez Bernard


Terminamos la noche en la Cervecería L´Ultime Atome donde encontrarás una variada y extensa carta de cervezas, además de un ambientazo increíble.


Tras una "larga noche de descanso", emprendimos nuestra visita por Bruselas. Un día intenso cargado de cultura y gastronomia.

Comenzamos el tardío día con un buen brunch. Fuimos al Le Pain Quotidien, una cadena belga que te permite comer más ligero y saludable. Sus productos son ecológicos y los platos se llenan de mil colores y sabores! (también se encuentra en Madrid y Barcelona).


Le Pain Quotidien


Ya con nuestros estómagos saciados y con un poco más de energía, comenzamos nuestra ruta turística. Que maravilla hacer turismo sin dejarte los ojos en el plano de la ciudad. Así que nos dejamos llevar y disfrutamos admirando esta majestuosa ciudad y de las magníficas explicaciones de nuestros anfitriones.


Palacio del Cincuentenario


Museo de Instrumentos Musicales


Mirador Mont des Arts 


Grand Place


Grand Place


Manneken Pis





Iglesia de Santa Catalina


Iglesia de Santa Catalina


Podrás disfrutar también de su arte callejero escondido por cualquier rincón y es que Bruselas es la cuna del cómic y si además eres muy fanático, te puedes acercar al Museo del Cómic.

Arte callejero


Visita obligada es la Cervecería Delirium. Aunque sea muy turística, el sitio es chulísimo.

Cervecería Delirium


Otro alto en el camino para recuperarse un poco del frío y no morir de deshidratación. El elegido fue el Via Via, un local que además de cervezas y aperitivos, cuentan con numerosos juegos de mesa. El interior es súper cálido pero se llena rápidamente y nos tuvimos que contentar con un sitio en la parte de fuera que no era muy fría pero al final te quedabas destemplado. 

Croquer Monsieur y cerveza en Via Via


No puede faltar una parada para un gofre, si podéis cogerlos en los carritos que encontréis por las calles o parques ya que los de los locales del centro dejan bastante que desear.

Gofre con fresas y chocolate


Llega la hora de cenar y toca probar los platos típicos belgas. Nuestros amigos nos levan a Le Pre Sale, un restaurante con mucho encanto, una camarera requetemaja y una larguísima carta. La decisión es difícil, pero finalmente nos dejamos aconsejar y pedimos los platos que nos recomiendan. Los mejillones al natural fueron lo mejor de la noche, frescos y sabrosos. El pescado (solé meuniére) se deshacía en la boca al igual que la carne guisada (carbonnade). Sin duda, todos los platos nos dejaron con un buen sabor de boca. 

Restaurante Le Pre Sale


Último día y toca comprar las cositas para llevarnos a casa. Nos acercamos al centro a degustar y comprar chocolate. La primera parada es para la Chocolatería Marcolini. Dicen que tienen el mejor chocolate de la ciudad y no sé si será verdad, pero sin duda es delicioso, suave, aromático y con ganas de hincar el diente al siguiente trozo. 

Chocolatería Marcolini


También nos pasamos por la Chocolatería Neuhaus para comprar unos bombones con un precio un poco más asequible.

Chocolaterías Neuhaus


Como buenos españoles, una cervecita antes de comer en Zebra Bar (plaza Saint-Géry), con una terraza colorida y que con ese solazo que hemos disfrutado todo el viaje, nos llenó de energía y buen rollo.

Zebra Bar


Terminamos nuestra ruta gastronómica en la La Maison des Crepes. Un restaurante que hace todas sus crepes con harina de trigo sarraceno por lo que es apto para celíacos. Las crepes saladas estaban muy ricas, la de pollo, con tomate, mozarella y albahaca está deliciosa. Compartí con mi pareja la crepe y unos espaguetis boloñesa que estaban también estupendos.

La Maison del Crepes


Hemos pasado frío, hemos reído, comido, bailado e incluso engordado y lo mejor, todo a vuestro lado!


¡¡¡Os quiero!!!




domingo, 18 de marzo de 2018

Huevos pasados por agua


Ingredientes:
  • 1 huevo por persona
  • Sal en escamas
  • Agua









Elaboración:

Ponemos en el fuego los huevos en un cazo con agua fría y dejamos que rompa a hervir. En cuanto empiece a hervir contamos 3 minutos y sacamos del agua. Enfriamos un poco la cáscara para poder abrirlo y lo servimos con un poco de sal en escamas.
Vamos a cucharear!!!!

PD. Si te gusta más cuajado o menos es cuestión de un minuto arriba o abajo.

sábado, 3 de marzo de 2018

Sierra de Guadarrama (Cascadas del Purgatorio y Rascafría)

Apetecía aire puro y que mejor que adentrarse en la sierra de Madrid para explorar nuevos rincones y disfrutar de la gastronomía local.
Gracias a la recomendación de un amigo decidimos hacer la ruta de las Cascadas del Purgatorio, una ruta sencilla pero laaaaaaarga, jajaja. Más de tres horas entre ida y vuelta pero que nos ofreció maravillas como éstas.














Tras la larga caminata nos decantamos por comer en el Restaurante la Isla recomendado por Tripadvisor (previa reserva). Un local que parece una casa de pueblo y que hubiese sido convertido en restaurante, con una buena gastronomía local y una atención de 10!
No soy muy amante de los callos (1/2 ración) pero estaban estupendos y con un toque ahumado que les aportaba un sabor muy casero. Las croquetas de boletus (1/2 ración) estaban maravillosas, hacía tiempo que no comía unas croquetas tan buenas, muy sabrosas, con una bechamel ligera y cremosa y un rebozado muy fino. Los segundos fueron para las carnes, unas chuletillas para mi y un entrecot para mi pareja, ambas muy ricas y en su punto. Para el postre compartimos un flan de huevo casero con pera y mazana que estaba perfecto, suave y no muy dulce. Un té y un café con leche y una cuenta de 25 euros por persona. Pedimos de más, jajaja, como siempre y no pudimos ni cenar!!!




No podíamos irnos de Rascafría sin visitar su tienda de chocolates artesanos Obrador de Chocolate Natural San Lázaro. Un local familiar donde se mima el producto y al cliente. Puedes probar una gran variedad de sus chocolates aunque lo difícil es decidirse sólo por uno (o en nuestro caso por tres). 



Tras la ruta y semenjante comida nos fuimos a nuestro alojamiento a descansar. Nos decidimos por la Posada el Campanario que por 75 euros teníamos una habitación estupenda con una ducha hidromasaje que resucitaba a un muerto. Cuenta con otras habitaciones de mayor precio aumentado las dimensiones de la cama y algunas con jacuzzi.
El precio incluye un excelente desayuno muy variado, desde tortilla de patata, jamón serrano, bizcochos, cereales, fruta.... y que puedes degustar en su maravilloso y cálido salón con chimenea.





A calzarse las botas de montaña y a disfrutar de la naturaleza y de nuestra gastronomía, no hay mayor placer!


domingo, 25 de febrero de 2018

Tortita de pollo especiado

Ingredientes:

Para las tortitas:
  • Harina de trigo integral
  • Orégano
  • Pimentón dulce
  • Aceite de oliva
  • Agua templada
  • Sal
Para el relleno:
  • 1 pechuga de pollo
  • 1/2 cebolla
  • 2 o 3 cucharadas de salsa de tomate
  • Perejil fresco
  • Cebollino
  • Cúrcuma
  • Curry amarillo
  • Canela en polvo
  • Cominos
  • Pimienta negra
  • Aceite de oliva
  • Sal
Para la salsa de yogur:
  • 1 yogur natural
  • Perejil fresco
  • Cilantro
  • Curry
  • Cominos
  • Pimienta negra
  • Sal


Elaboración:

Para el pollo especiado:
Ponemos un cazo con agua, sal, todas las especias y cuando rompa a hervir incorporamos la pechuga de pollo entera. Cocinamos una media hora o hasta que esté el pollo cocido.
Sacamos la pechuga de pollo y cuando esté un poco templada la iremos mechando con las manos. Reservamos.
En una sartén pochamos la cebolla en juliana. Una vez pochada, añadimos el pollo junto con la salsa de tomate y las mismas especias que hemos añadido al pollo (al gusto). Cocinamos todos los ingredientes juntos añadiendo el caldo de cocer el pollo poco a poco, hasta conseguir una consistencia melosa.

Para las tortitas:
En un recipiente ponemos todos los ingredientes de la masa y mezclamos, vamos añadiendo agua o harina según nos pida hasta conseguir una masa manejable. Amasamos durante unos minutos y la dividimos en porciones individuales haciendo bolitas y aplastándolas con las manos formando nuestras tortitas.
Las pasamos por la sartén vuelta y vuelta. Reservamos.

Para la salsa de yogur:
Para la salsa simplemente mezclamos todos los ingredientes al gusto.

Montamos nuestra tortita con el pollo, tomate natural, aguacate, un poco de salsita de yogur, cilantro y unos toques de tabasco.

PD. Las tortitas siempre las hago a ojo sin medidas y ésta vez me han quedado crujientes y muy ricas! 
Normalmente hago más pechugas de pollo y así puedo congelar y tener pollo mechado para más ocasiones.

domingo, 14 de enero de 2018

Malasia

Nuestro primer destino al continente asiático ha sido Malasia y creo que la elección ha merecido la pena. Un país multicultural, con una gastronomía muy variada, con unos paisajes de ensueño y una gente cercana y hospitalaria. Nos hemos sentido seguros y abiertos a probar mil cosas. Nos volvemos con tanta pena que ya estamos pensando en el próximo destino.

Hicimos 6 paradas, viajando en autobús y autobús + ferry para llegar a la isla. Para consultar los billetes lo hicimos a través de la página web http://www.busonlineticket.com/ y sobre todo preguntando y comprando el próximo billete a la llegada en las estaciones y el ferry en http://www.easybook.com/en-my/ferry/booking/mersingjetty-to-pulautioman.

Os dejo una pequeña muestra de nuestra aventura y espero que os animéis y os sirva un poco de ayuda para planificar vuestro viaje.


Kuala Lumpur

Dónde dormir: Regalia Apartaments
El apartamento es cómodo, limpio y accesible a los principales lugares de interés de Kuala Lumpur. Las piscinas son espectaculares, la de la planta 37 te dejará impresionado con sus vistas y si lo que buscas es nadar y relajarte la de la planta 5 es idónea. La llave electrónica es otro punto a favor, ya que te permite hacer el check in a la hora que sea.

Vistas Regalia Apartaments.

Dónde comer:

Barrio China Town 
Lai Foong: Local con varios puestos de comida, exquisito este chicken rice, el mejor pollo de todo el viaje.

 Chicken rice. Lai Foong.

Puestos de comida callejera india en China Town (samosas de pollo, rollitos de verdura, empanadillas de patata...).

Samosas, empanadillas y rollitos. 

Coco y aperitivos indios. 


Jalan Alor: famosa y concurrida calle llena de restaurantes y puestos de comida callejera! Deliciosos dim sum, tallarines, baos, helados... déjate llevar por los miles de colores y olores de sus deliciosas comidas.

Tallarines y cerveza Tiger. Jalan Alor.


Dim sum. Jalan Alor.


Helado. Jalan Alor.

Qué ver: Torres Petronas, plaza de Merdakala, Bird Park, Mercado de Petaling, visitar las Batu Caves, pasear y dejarte llevar por la comida de lo puestos callejeros de Jalan Alor.

Torres Petronas

Sri Mahamariamman Temple, Kuala Lumpur.

Plaza de Merdakala

Batu Caves

Monos Batu Caves

Batu Caves

Templo indio. Batu Caves.

KL Bird Park.

KL Bird Park.


Cameron Highlands

Dónde dormir: Planters Hotel. Tanah Rata.  La chica de recepción es majísima y las habitaciones limpias y perfectas para descansar tras un día duro de caminar bajo la lluvia.

Dónde comer: 
Restarestaurante KouGen: deliciosa comida koreo-japonesa (un pelín más caro, pero merece la pena).

Restaurante KouGen

Restaurante Indio Kumar: magnifico el pollo Tandoori.

Restaurante Kumar

Qué ver: 
Boh tea centre sungai palas: en la estación de autobuses nos recomendaron esta plantación y para allí que fuimos. Os recomiendo coger un taxi (en la misma estación de autobuses) de ida y vuelta, porque nosotros cogimos solo ida pensando que allí habría, pero no, nos tocó ir andando hasta el pueblo lloviendo a coger el bus. Esta plantación cuenta con una cafetería y tienda con unas vistas espectaculares, si quieres, puedes perderte por sus caminos y encontrarte prácticamente solo.
Por la tarde intentamos hacer otra más pequeña, pero la lluvia se puso muy pesada y nos marchamos para el hotel. 
Masaje de pies o en mi caso de cuello y espalda: idóneo tras unos días de caminata y cargando con mochila, te deja como nuevo para seguir la ruta.

Boh tea centre sungai palas. Cameron Highlands.


Georgetown (Penang)

Dónde dormir: Hotel Zen Rooms. Cerca del centro y con un buen desayuno.

Dónde comer: 
Puestos comida callejera calle Lebuh Chulia, la calle está llena de puestos de comida y éste es perfecto para picar después de unas cervezas!

Comida callejera calle Lebuh Chulia

Mother and son wantan mee (Lebuh Chulia): Simplemente espectaculares estos tallarines que no sé ni como se llaman. Los vi en una mesa y se los señalé a la camarera, una comunicación muy fluida como veis, jajaja.

Mother and son wantan mee. Lebuh Chulia.

Tho Yuen Restaurant. Imprescindible acercarse a comer a este restaurante frecuentado por gente local. Magníficos dim sum y la sopa de dumplings, sublime! 

Tho Yuen Restaurant. 

Grainloaf Armenian: Para tomar un respiro y desconectar de las ajetreadas calles es ideal. Sus cafés son estupendos y el helado de oso panda de Nestlé se convirtió en mi favorito del viaje! Cuenta con una terraza maravillosa y muy artística.

Cafetería Grainloaf Armenian

Esta ciudad sin duda es la que más invita a salir de noche y tomarte unas cervezas (bastante caras). La calle Lebuh Chulia tiene mucho ambiente y es ideal para tomarte esas ansiadas cervezas. Nosotros paramos en el The Original Reggae Club y estuvimos la mar de bien, con buena música y un ambiente juvenil y agradable. También estuvimos en el Micke´s Place donde había muchísimo ambiente y gente con ganas de pasarlo bien. Pero eso es pasear y sentarte en el que más te guste parar para refrescarte las ideas.

Qué ver: 
Chew Jetty: casas flotantes, hay alrededor de unas 70, yo lo vi muy orientado al turismo pero no deja de ser curioso recorrer sus calles y sentarse un rato en su muelle para disfrutar de las impresionantes vistas.
Arte callejero Ernest Zacharevic: perderse por sus calles e ir descubriendo un mural tras otro es más emocionante que abrir los regalos de Reyes! El primer día nos dejamos llevar, luego, conseguimos un plano y visitamos aquellos que nos faltaban.
Visitar los numerosos templos y edificios que inundan las ciudad.



Arte callejero Ernest Zacharevic


Melacca

Dónde dormir: Heeren By The River Hotel. El baño un poco guarrete, lo malo de las duchas sin plato, ni cortina, ni nada... pero la habitación perfecta, con una cama comodísima! Ubicación estupenda.

Donde comer: 
Restaurante Low Yong Mohdim-sum y baos de varios sabores, el mas famoso es el de cerdo aunque se agotan rápidos y no lo pudimos probar. Te van ofreciendo en bandejas en tu mesa la diversidad de platitos que tienen, coge sin miedo y disfruta de cada bocado. Abren muy temprano y cierra a las 13:00, hay que ser rápido!!!

Restaurante Low Yong Moh

Restaurante Hoe Kee Chicken Ricelo ponían muy bien en la guía pero después de probar el de Kuala Lumpur este me supo un poco insípido. Hay que hacer cola, pero va bastante rápido. Nosotros fuimos a comer tarde y esperamos poco.

Chicken rice Ball. Hoe Kee Chicken Rice

Calle Jonker: cuando cae la tarde esta calle se convierte en un hervidero de puestos de todo tipo. Disfruta de las brochetas, mariscos, sushi, fideos y por supuesto terminar con un helado de coco y vainilla.

Qué ver: visitar los numerosos templos, la plaza mayor, perderse por sus calles y por la ribera del río...










Pulau Tioman: Juara.

Dónde dormir: Cabañas Bushmann. Magníficas cabañas con una playa casi entera para ti. Tienen muy poquitas por lo que es conveniente reservar con tiempo. Yo lo hice vía facebook y estupendamente. Una vez allí, también cogimos la excursión de snorkel con ellos y menuda pasada de sitios, me maravilla ver que todavía existen lugares así.

Cabañas Bushman. Nuestro paraíso durante 3 días.

Nuestra playa

Dónde comer: la comida en todos los restaurantes es muy similar y al final cansa. Comimos barbacoa en el único restaurante que la hacían (rica pero poca cantidad). Eso si, disfruta con los zumos naturales, lo mejor de la isla! Riquísimo el crep de chocolate del Bushmann. 
Lo peor de la isla, la cerveza brilla por su ausencia y si la encuentras es a precio de oro. Nosotros sólo la encontramos en el restaurante de la barbacoa y cargamos allí, aunque si puedes coge comida y bebida en Mersing porque allí todo es carísimo.


Restaurante Bushman.

Los zumos naturales eran tan refrescantes!. Restaurante Bushman.


Barbacoa


Qué ver/hacer: 
Snorkell en Coral Island: lo cogimos con Bushmann, 90 RM por persona. Nos acercaron a tres zonas con diferentes profundidades y que te ofrecían imágenes de ensueño. Increíble que todavía se pueda disfrutar de naturaleza en estado puro, señores humanos/destructores dejen de JODER el planeta. 
Y por supuesto, relajarte y dejarte llevar por el momento!


Coral Island

Paraíso


Espero que hayáis disfrutado, ahora sólo os queda comprar el billete y coger el avión. 
¡Malasia os espera!